replanteó su popular saga luego de que haya sido sumamente criticada por no avanzar con la historia original y lanzar cada año una versión similar a la anterior. Fue Assassin’s Creed Origins la que sentó las bases para nuevos juegos que se tendrían historias profundas de pasajes históricos de la humanidad.

El 10 de noviembre se pondrá a la venta Assassin’s Creed Valhalla para PS5, PS4, Xbox One, Xbox Series X y PC. Este juego narrará una historia de la expansión vikinga en territorio de Gran Bretaña y mostrará el gran choque cultural de la región.

Ubisoft confirmó que la religión tiene mucha influencia en la jugabilidad. No obstante, no se trata de un juego especialmente fantástico que muestre elementos como dioses. Así que a través de un video explican cómo funcionará esta parte del juego.

El video comienza explicando que se trata de una época de expansión del cristianismo en Europa. Al invadir nuevo territorio veremos iconografía católica; en contraste, nuestro protagonista en un vikingo, así que tendrá sus propios dioses y fe a seguir.

Según el último avance, veremos a Odin, Freyja y Loki como guías de los ideales de los personajes principales y servirán hasta de soporte emocional en algunos momentos.