Los mejores prospectos peruanos de muay thai se vieron las caras en el ring el último 16 de enero, en lo que fue una velada para los amantes de los golpes. El circuito profesional de contacto pleno se reactivó tras casi un año de para con el evento , que fue transmitido por la plataforma de Depor, y que presento tres combates explosivos.

Abrieron la velada los pesos bajos. Eduardo Alarcón, medalla de bronce en el mundial juvenil hizo su debut en la categoría adultos y en el deporte rentado, enfrentando al experimentado Raul Fernández, atleta con basta experiencia de ring, en los 56 kilos.

La explosividad y técnica de Alarcón hizo gala esta vez, adjudicándose la victoria por decisión unánime frente a un Fernández que nunca encontró su distancia.

En el segundo combate, el joven prospecto Kevin Curay hizo frente a otro experimentado peleador: Fernando Zevallos. Un choque muy parejo que puso a la gente de pie y en el que parecía que Zevallos tomaba el control en los primeros minutos.

Sin embargo, Curay hizo gala de su hambre por figurar en el circuito y pudo hacerse con la victoria, luego de remontar claramente. Aprovecho su estatura y alcance para ganar la pelea, pactada en los 59 kilos.

El plato fuerte lo sirvieron los prospectos Joaquín Fernández y Luis Melchor, ambos con mucha experiencia juvenil y que hacían su debut en el deporte profesional. Un encuentro intenso de principio a fin, con un Fernández zurdo, con mucha fortaleza física y buena técnica, frente a un Melchor puro corazón y con una quijada de acero.

Su gran afán por ganar puso en apuros al peleador de guardia izquierda en más de una ocasión. Sin embargo, no le bastó y fue Fernández quien se llevó la victoria por puntos. Sin duda, la pelea de la noche.

TE PUEDE INTERESAR