Atleta se lesionó en plena competencia, se negó a ser atendida y llegó cojeando a la meta. (Video: Marca Claro) <a href=""></a>
Atleta se lesionó en plena competencia, se negó a ser atendida y llegó cojeando a la meta. (Video: Marca Claro)

Más allá de las medallas y los récords, los Juegos Olímpicos son el espacio donde los deportistas ponen a prueba sus límites. La pasión y espíritu deportivo se ven reflejados en cada caso y el más reciente viene sorprendiendo al mundo. Y es que la británica Katarina Johnson-Thompson dejó una de las imágenes más memorables en .

La atleta, candidata a medalla en los 200 metros de heptatlón, se lesionó en plena prueba, pero lejos de retirarse, decidió llegar por sus propios méritos a la meta. La británica se resintió el talón de Aquiles y se vio obligada a parar de correr. Johnson-Thompson se sentó en plena pista y de inmediato los voluntarios le ofrecieron una silla de ruedas.

Sin embargo, su orgullo deportivo y las ganas de terminar la carrera pudieron más. La británica se puso de pie y cojeando llegó hacia la meta. Un acto que fue aplaudido por el resto de entrenadores en el estadio, las demás competidoras también la abrazaron en señal de respeto.

Y aunque al final fue descalificada por los jueces tras abandonar su carril, Johnson-Thompson dio ejemplo de espíritu deportivo al no renunciar a su prueba y terminarla. Los primeros exámenes arrojaron que la británica de 28 años, campeona del mundo, sufrió una recaída de su lesión en el tendón de Aquiles.

Cabe señalar que los algunos expertos ya habían notado que el tobillo de la atleta británica no estaba en sus mejores condiciones. Al ser una prueba de heptatlón, la cual combina diferentes disciplinas, su lesión volvió.

Justamente, este deporte es uno de los más exigentes, ya que los competidores deben medirse en diferentes pruebas de atletismo, en 100 metros con vallas, salto en alto, lanzamiento de peso, 200 metros llanos, salto en largo, lanzamiento de jabalina y 800 metros llanos.

TE PUEDE INTERESAR