Es más probable que te enfermes durante el invierno. (Foto: Pexels)
Es más probable que te enfermes durante el invierno. (Foto: Pexels)

Durante los meses de invierno, las enfermedades más frecuentes son del tipo respiratorio ya que, las bajas temperaturas, condiciones ambientales como el encierro, la mayor cercanía física y la falta de ventilación de los ambientes facilitan la transmisión de diversos virus. Resfriados, amigdalitis, bronquitis, faringitis e incluso ataques de asma son muy frecuentes en esta época.

MÁS | Cómo destapar la nariz de forma natural y rápida: remedios caseros

Hoy elaboramos un listado de las enfermedades de invierno que más nos afectan durante estas semanas muy frías y daremos una serie de para prevenirlas. Así que toma nota:

1. Resfrío

El resfrío es la enfermedad más común en la temporada de invierno, pero, si no se toman las precauciones necesarias, ésta podría convertirse en un problema mayor. Los síntomas son la congestión nasal, tos, estornudos, dolor de garganta y hasta fiebre baja. El tratamiento para el resfrío es permanecer en reposo y evitar los cambios de temperatura. Su duración es de 3 a 5 días.

2. Gripe o Influenza

La gripe tiene síntomas muy parecidos al resfrío, pero con una intensidad bastante mayor. Esta patología, proviene del virus de la influenza, el cual aparece de manera repentina, con fiebre 38° o más, dolor de cabeza, frecuente dolor muscular, malestar general, dolor de garganta, falta de apetito y es característico una gran sensación de postración que obliga al enfermo estar en reposo.

El tratamiento de la gripe o influenza necesita que la persona enferma mantenga total reposo en cama y un abundante consumo de líquido. Sobre los síntomas como la inflamación, fiebre alta y dolor de garganta, pueden ser controlados con medicina recetada por el médico tratante.

3. Faringitis

La faringitis es provocada por una inflamación de la faringe o la garganta, produciendo un fuerte dolor en la zona, la cual se caracteriza por el enrojecimiento e hinchazón. Es provocada en el 80% por virus, aunque también puede producirse por medio de bacterias. Los síntomas son un intenso dolor de garganta, fiebre, ganglios del cuello inflamados, dolores de cabeza, musculares y articulares.

4. Amigdalitis

La amigdalitis es la inflamación de las amígdalas, dos masas de tejido de forma ovalada situadas a ambos lados de la parte posterior de la garganta. Los síntomas comprenden hinchazón de las amígdalas, dolor de garganta y dificultad para tragar. La causa de la mayoría de los casos es la infección con un virus frecuente, pero las infecciones bacterianas también pueden provocar amigdalitis.

5.Bronquitis

La bronquitis es la inflamación de la pared interna de los bronquios, que son los conductos por los que circula el aire para llegar a la parte más profunda del pulmón, que es en donde se genera el intercambio de oxígeno entre el pulmón y la sangre. Entre los síntomas de esta enfermedad está la tos persistente con flema, fiebre, cansancio, decaimiento, dolor en el pecho y dificultad para respirar.

El resfrío y la gripe son las enfermedades más comunes en invierno. (Foto: Pexels)
El resfrío y la gripe son las enfermedades más comunes en invierno. (Foto: Pexels)

6. Otitis

La inflamación del oído es frecuente en niños, pero los adultos tampoco se salvan. El médico es quien debe decidir si administra o no antibióticos.

7. Gastroenteritis

Esta infección causa diarrea o vómitos. Suele durar entre dos días y una semana. Lo más importante es reponer los fluidos que se pierden.

8. Dolores articulares

Con el frío, aumentan también los dolores en las articulaciones. Este puede derivar de una lesión ósea o muscular, o por culpa de una patología reumática.

9. Asma

Los resfríos, la gripe y otras afecciones respiratorias también desencadenan los síntomas del asma. El aire frío también puede hacer que te quedes en tu casa, donde el polvo, la humedad y la caspa de las mascotas abundan. Estos alérgenos desencadenan los síntomas del asma en algunas personas. El asma causa dificultad para respirar, opresión en el pecho y tos durante la noche o temprano por la mañana.

10. Ataques cardíacos

Aunque puede sonar increíble, las estadísticas apuntan a que en invierno se produce un mayor número de ataques al corazón. Para que el frío no suba la presión arterial, es importante mantenerse abrigado correctamente, sobre todo en zonas donde el frío es por debajo de los cero grados de temperatura.

Las enfermedades de invierno más frecuentes son del tipo respiratorio. (Foto: Pexels)
Las enfermedades de invierno más frecuentes son del tipo respiratorio. (Foto: Pexels)

Trucos para prevenir las enfermedades de invierno

Si quiere prevenir en la medida de lo posible las enfermedades de invierno más comunes, los especialistas aconsejan seguir una serie de recomendaciones.

  • Seguir una dieta equilibrada.
  • Incluir en la dieta alimentos ricos en vitaminas A y C.
  • Dormir las horas necesarias.
  • Hacer ejercicio a diario.
  • Intentar reducir el estrés y la ansiedad.
  • Hidratarse adecuadamente.
  • Lavarse las manos con frecuencia.
  • Ventilar a diario la casa.
  • Evitar los cambios bruscos de temperaturas.
  • Tratar de mantener la casa con una temperatura templada y un nivel de humedad adecuado.
  • Evitar los lugares cerrados que estén muy concurridos.

El contenido proporcionado no pretende sustituir la consulta médica con un profesional. Si no está seguro de su condición médica o la de un miembro de su familia, consulte a un médico.