Lynch tuvo el título femenino de Raw durante 398 días. (Foto: WWE)
Lynch tuvo el título femenino de Raw durante 398 días. (Foto: WWE)

Hace poco más de dos semanas, anunció en Monday Night Raw que estaba esperando un hijo. Por eso, decidió alejarse de la lucha libre para centrarse en su embarazo. Recientemente, ha contado más detalles sobre esta nueva etapa de su vida en una entrevista con Charlotte Gibson de ESPN.

“Le he dedicado toda mi vida a la lucha libre. Pero ser madre fue una decisión que me pareció correcta”, afirmó la irlandesa. “Es surrealista que muchas mujeres aún tengan que escoger entre su vida atlética y su familia. Yo no quería elegir. Me pareció el momento idóneo para alejarme de los cuadriláteros y formar una familia. Es algo que siempre he querido hacer”, agregó.

“Tengo la sensación de que he cumplido casi todos mis objetivos en la lucha libre profesional. Ahora mismo no hay nada más importante que la familia. Tengo muchas ganas de saber qué se siente y de tener entre mis brazos a una persona a quien amar”, prolongó la excampeona del show rojo, quien tuvo que abandonar su título y cederlo a Asuka.

En la conversación, Becky también respondió si en el futuro tiene planeado regresar a los cuadriláteros: "Por supuesto que quiero volver a pelear. No sé cómo será la situación cuando tenga al bebé. Pero supongo que me motivará más que nunca. Esto no es el final de mi carrera”.

Asimismo, contó que tomará de ejemplos los casos de Asuka, Mickie James y Lacey Evans, quienes son madres y a la vez luchadoras en WWE. “Ellas han demostrado que se pueden hacer ambas cosas”, aseveró.

TE PUEDE INTERESAR

TAGS RELACIONADOS