Yerry Mina, la montaña de Colombia que con un pasaje bíblico busca ganarlo todo [PERFIL]

Yerry Mina es una de las apuestas de la Selección de Colombia en la Copa América 2019. De niño hizo hasta de portero con tal de jugar fútbol.

Yerry Mina

El central Yerry Mina ha jugado un Mundial con la Selección de Colombia. (Depor)

El central Yerry Mina ha jugado un Mundial con la Selección de Colombia. (Depor)

"Vamos, Mina. Vamos mi negro. Vamos Yerry Mina. Vamos en el tiro de esquina, Yerry. Es la última. Va la pelota arribaaaaa… ¡Gooooool! ¡Goooooool! ¡Gol de Colombiaaaaaa! ¡Gol de Mina! ¡Tiro de esquina, la pelota arriba y mi negro goleador arriba! Colombia uno, Inglaterra uno y la no nos la van a sacar del bolsillo" cantaron a viva voz en RCN el 3 de julio de 2018, fecha en la Colombia forzó el tiempo extra ante Inglaterra por los octavos de final del Mundial de Rusia. El tanto no sirvió de mucho ya que el ex equipo de José Néstor Pékerman quedó eliminado en los penales ante el equipazo de Harry Kane que llegaría a semifinales, pero le dio esperanza por un momento a todo un país. Así, de sorpresa y llegando al área, venció al portero Jordan Pickford.

De sorpresa también llegaba Mina a sus entrenamientos de niño. Su madre, Marianela Gonzalez, cuenta que cuando lo inscribieron en una academia que empezaba a las 4 de la tarde, el menor estaba más que listo tres horas antes. Su pasión por el balón iba más allá del límite. "Yo siempre quise que estudiara medicina, pero me decía 'no mamá, a mí me gusta el fútbol. Yo voy a luchar por ser futbolista' me decía. Yo le veía más caro de doctor que de otra cosa. Hasta mi padre le decía de apodo 'caredoctor'. Era muy inteligente en el colegio y siempre quise que desarrollara algo más profundo", contó a Zoom Barcelona.

Yerry Mina nació un 23 de setiembre de 1994 en el barrio de Guachené, Cauca, Colombia, producto del amor que le profesó su padre José Eulises a su madre. Su infancia fue más que dura, a palabras de su progenitor. En conversación con El Tiempo reveló que en un inicio él era el soporte de su familia, pero al ser despedido del municipio en donde trabajaba, el futuro futbolista tomó la decisión de 'canastear' y ganar algunas monedas haciendo mandados de un lugar a otro en su bicicleta. "Ganaba 500 pesos y eso ayudaba para solventar sus pasajes", contó.

Yerry Mina

Yerry Mina en sus inicios como profesional en Deportivo Pasto. (Foto: El País)

Yerry Mina en sus inicios como profesional en Deportivo Pasto. (Foto: El País)

Con la edad de cinco años sobre sus hombros, el pequeño Yerry formó parte del equipo de su localidad y él se veía como un gran portero cuando sea grande. Le gustaba ver cómo los arqueros hacían atajadas imposibles, por lo que se presentó para ser el '1'. Sin embargo, su entrenador Seifar Aponzá lo mandó al arco y vio que, bajo palos, dejaba mucho que desear. En su primer partido le metieron cinco goles y eso bastó para que lo cambien de posición, sin saber que iba a ser una decisión clave de cara a su futuro como futbolista profesional.

En el colegio, como explicaba su madre, era más que aplicado. Sobresalía con buenas notas y ello era el pretexto perfecto para que nadie le diga "no" a la hora de dedicarle tiempo al balón. Sus maestros del Jorge Eliécer Gaitán le dijeron a El Espectador que hacía hasta lo imposible para que lo dejen salir antes de clases para irse a jugar. "Acá hasta le daban permiso para que se marche. Entregaba las tareas antes que todos y por eso se iba. Uno se alegraba al ver el compromiso que tenía para ambas cosas", dijo su ex profesora Astrid, del curso de Matemáticas.

En la escuela vieron que Yerry Mina daba para grandes cosas no solo a nivel futbolístico, sino también como un atleta completa. Era de los primeros que quedaba en las pruebas de atletismo y su profesora Melba Ruth Banguero hasta veía cómo llegaba en los puestos top de las pruebas de Cooper. Se seguía entrenando con el pasar de los años, pero no fue hasta los 15 en los que hizo un viaje de vacaciones con su tío Jair y vería como su carrera empezaba de a pocos.

Bogotá fue la ciudad en donde pasó algunas pruebas, pero le llegó un 'mazazo' que lo bajoneó un poco. Probaron sus habilidades, no le vieron nada – por ese entonces - y por ello pegó la vuelta a Guachené. "No sé si esto es lo mío, mama", le dijo a doña Marcelina. La paciencia, esa que le inculcó su madre desde niño, salió otra vez a flor de piel y Mina entendió que su momento iba a tener que esperar… y dos años después llegó.

Yerry Mina

Fueron nueve los goles que Yerry Mina anotó con Brasil. (Foto: Globoesporte)

Fueron nueve los goles que Yerry Mina anotó con Brasil. (Foto: Globoesporte)

El Deportivo Pasto lo acogió, lo vieron un par de partidos y le dijeron "ya, te contratamos". Con 17 años, a poco de la adultez, su sueño empezaba a cristalizarse. Con 1,95 metros de altura metía miedo, pero no gozó de muchas chances en un inicio. Hasta pensó en cambiar de equipo, pero no fue hasta el 20 de marzo de 2013 en que su técnico Flabio Torres le dio la chance para debutar. Así, contra Deportivo Cali, el mundo del fútbol lo dio a conocer.

El resto es historia harta conocida. Ni corto ni perezoso, Independiente Santa Fe lo llevó a sus filas y posteriormente, en 2016, fue presentado a lo grande con la camiseta del Palmeiras de Brasil, en donde se llevó el Brasileirao y fue considerado uno de los mejores defensores del torneo local. Sus tremendas actuaciones, que lo llevaron a ser llamado para la Selección de Colombia , hicieron que nada más y nada menos que el mismísimo Barcelona lo tenga en sus planes. El Camp Nou se convirtió en su casa en enero de 2018.

Cerca de 10 mil personas, la mayoría compatriotas suyos, fueron a su presentación en la que lució con el uniforme culé, pero descalzo, todo por un pasaje bíblico. "El lugar que pise la planta de mis pies, será mío", dice Deuteronomio 11:24. Sin embargo, esto no se cumplió – al menos en España – ya que ocho meses después se iría cedido al Everton de la Premier League. Allí, sí destacó.

Con la Copa América 2019 a la vuelta de la esquina, todo Guachené y su país le tiene fe. En su pueblo natal rezan para que, como ante Inglaterra, Senegal y Polonia en el Mundial Rusia 2018, marque y junto a figuras como James Rodríguez y Radamel Falcao levante el trofeo continental… para celebrar con un 'salsa choke'.

Yerry Mina

Los números de Yerry Mina como profesional, hasta la temporada 2018-19.

Los números de Yerry Mina como profesional, hasta la temporada 2018-19.

► Jugadoras de Argentina rompieron en llanto tras lograr su primer punto en un Mundial

►  Messi, Guerrero y los cracks sudamericanos que van por su revancha en la Copa América

La historia de Soteldo, el compañero de Cueva que enfrentará a Perú en la Copa América

Escucha la canción oficial de la Copa América 2019

Leer comentarios