USA's Simone Biles poses with her bronze medal during the podium ceremony of the artistic gymnastics women's balance beam of the Tokyo 2020 Olympic Games at Ariake Gymnastics Centre in Tokyo on August 3, 2021. (Photo by Lionel BONAVENTURE / AFP)
USA's Simone Biles poses with her bronze medal during the podium ceremony of the artistic gymnastics women's balance beam of the Tokyo 2020 Olympic Games at Ariake Gymnastics Centre in Tokyo on August 3, 2021. (Photo by Lionel BONAVENTURE / AFP)

Finalmente la estrella estadounidense de gimnasia artística, , pudo competir en los . Sin embargo, más allá de lo que se esperaba antes del evento, la deportista ganó solo la medalla de bronce en la modalidad viga de equilibrio.

Con sus problemas psicológicos que anunció ella y su federación, la deportista logró sobreponerse a esos problemas y pudo participar en la última final de la gimnasia femenina. La china Guan Chenche se llevó el oro y su compatriota, Tan Xijing, logró la plata.

La estadounidense, que ya se había llevado el bronce en Rio 2016 en este mismo aparato, repite podio cinco años después tras lograr una puntuación de 14,000, lejos de la joven Chenchen, que recibió 14,633 puntos, y de Xijing (14,233).

El bronce endulza la dura semana de Biles, desde que la estrella más esperada de estos Juegos se retirara en la final del concurso general por equipos para sorpresa de todos. Biles ha lidiado desde entonces con una pérdida de confianza y un fenómeno de pérdida de referencias en el aire, que la llevaron a retirarse de cuatro finales para las que también estaba clasificada.

Ese fenómeno de “pérdida de figura” que hace que el gimnasta pierda sus referencias en el aire es especialmente problemático para las acrobacias hacia atrás que impliquen giros, según los especialistas.


TE PUEDE INTERESAR